Tras la presentación oficial que tendrá lugar el próximo octubre en la Universidad de Uppsala (Suecia), las 23 organizaciones participantes trabajarán durante 3 años en la identificación de los retos de investigación en baterías que permitan el posicionamiento de Europa en la vanguardia de la transición energética.

CIC energiGUNE, centro de investigación vasco referente en almacenamiento de energía electroquímica y térmica, y miembro de Basque Research & Technology Alliance-BRTA, participa en el proyecto europeo BATTERY2030Plus con otras 22 organizaciones de 14 países europeos que, durante tres años, contribuirán a dar respuesta a los retos en investigación para diseñar las baterías del futuro que permitan liderar a Europa la transición energética.

BATTERY 2030Plus forma parte del elenco de siete proyectos de investigación que han sido aprobados por la Comisión Europea en el marco del Programa Horizonte 2020 con un presupuesto conjunto de 40,5M€ y una duración de tres años, desde septiembre de 2020 a 2023. La visión compartida de los proyectos es convertir a Europa en líder mundial en el diseño y fabricación de las baterías del futuro que sustituyan a las actuales, basadas en combustibles fósiles. Asimismo, el objetivo final es diseñar unas baterías con mejores prestaciones técnicas, más seguras, con una duración mayor, basadas en materias primas europeas y respetuosas con el medio ambiente que contribuyan al liderazgo industrial europeo y a la implementación del Pacto Verde europeo.

Las siete investigaciones ahora aprobadas se basan en el trabajo previo realizado por el proyecto BATTERY 2030+, también coordinado por la Universidad de Uppsala, que ha priorizado las temáticas en investigación para diseñar las baterías del futuro, una reflexión de la comunidad científica europea que se ha plasmado en la hoja de ruta “Inventando las baterías sostenibles del futuro – Necesidades de investigación y Acciones futuras”. El documento, al que ha contribuido CIC energiGUNE como asesor de BATTERY 2030+, fue presentado por Kristina Edström, profesora de Química Inorgánica de la Universidad de Uppsala y coordinadora de ambos proyectos: BATTERY 2030+ y BATTERY2030Plus.

Como ha explicado la profesora Edström, “hemos estado trabajando durante varios años en la hoja de ruta sobre la que basamos nuestros esfuerzos de investigación y que ya presentamos en marzo de este año. Ahora, los diferentes proyectos de investigación están comenzando y nos estamos asegurando de que nuestras ideas cristalizan en nuevos conocimientos y nuevos productos y, por supuesto, en mejores baterías.”

El proyecto ‘BATTERY 2030+ iniciativa de investigación a gran escala: en el centro de una sociedad verde y conectada (BATTERY 2030Plus)’ continuará con la labor realizada hasta ahora por BATTERY 2030+. En este contexto, el trabajo de CIC energiGUNE se centrará, principalmente, en desarrollar la hoja de ruta, identificar nuevas necesidades en investigación, adherir a la industria, a la academia, los poderes públicos y a la sociedad civil para cooperar en el diseño de las baterías del futuro. Además, el proyecto trabajará de forma conjunta con otras iniciativas europeas, de las que CIC energiGUNE también es miembro, como la European Battery Alliance, Batteries Europe o las redes regionales y nacionales que están promoviendo en los Estados Miembro la investigación e infraestructuras para nuevos sistemas de almacenamiento.

El proyecto será presentado en octubre en un acto oficial en la universidad sueca con la participación de los 23 socios, entre ellos CIC energiGUNE y CIDETEC, ambos miembros del BRTA: Uppsala University (Suecia), Advanced Rechargeable and Lithium Batteries Association (RECHARGE, Francia), Centre National de la Recherche Scientifique (CNRS, Francia), Commissariat à L’Energie Atomique et Aux Energies Alternative (CEA, Francia), Energy Materials Industrial Research Initiative (EMIRI, Bélgica), European Association for Storage of Energy (EASE, Bélgica), Jülich Research Centre (FZJ, Alemania), FRAUNHOFER (Alemania), Karlsruhe Institute of Technology (KIT, Alemania), National Institute of Chemistry (NIC, Eslovenia), Politecnico di Torino (POLITO, Italia), SINTEF (Noruega), Technical University of Denmark (DTU, Dinamarca), Free University of Brussels (VUB, Bélgica), University of Münster (WWU, Alemania), Warsaw University of Technology (WUT, Polonia), Austrian Institute of Technology (AIT, Austria), DEFLT University of Technology (TU DELFT, Países Bajos), AALTO University (AALTO, Finlandia), Agenzia nazionale per le nuove tecnologie, l´energia e lo sviluppo economico sostenibile (ENEA, Italia) y Swiss Federal Laboratories for Materials Science and Technology (EMPA, Suiza).

Los otros seis proyectos aprobados trabajarán en tres de las temáticas priorizadas en la hoja de ruta: Desarrollo de las infraestructuras europeas para estudios experimentales a gran escala (proyecto BIG-MAP), investigación en sensorica para monitorizar el funcionamiento de las baterías (INSTABAT, SENSIBAT y SPARTACUS)  y desarrollo de componentes con propiedades auto-regenerativas (BAT4EVER y HIDDEN).